propositos de año nuevo sencillos

Propósitos de año nuevo sencillos

¡Hola! ¿Cómo has empezado el año nuevo? ¿Te has propuesto algún nuevo objetivo?

Para mí, el año nuevo es una excelente oportunidad de coger fuerzas, volver a empezar, plantearme objetivos, comprometerme y de motivarme con la energía de amor, paz y alegría de los últimos días.

Pero claro, no se trata de hacerlo solo en año nuevo ¿eh? 😉

Se trata de coger un empujón, una palabra, un compromiso, un objetivo, un poco de energía, lo que sea que necesites para ayudarte.

Aunque no todos opinan de la misma forma. El otro día leí la siguiente frase en las redes:

“Estoy harta de escuchar año nuevo y vida nueva”.

Y la verdad es que me ha hecho reflexionar acerca del porqué de este pensamiento.

Puede que haya personas que llegan al día de año nuevo hartas de fiestas y compromisos, que no les guste el año nuevo o que hayan perdido la ilusión. Totalmente comprensible y no juzgo cualquiera de las opciones pero…

¿Crees que han dejado de creer en una vida mejor para ellos?

¿O simplemente no quieren cambiar de vida? Porque están bien o se han conformado.

Solo te quiero hacer reflexionar acerca de cómo tu pensamiento puede determinar tu año (y tu vida también claro, pero de eso te hablaré en más capítulos 😉 ).

Elijas la perspectiva que elijas, estarás en lo cierto.

La gente que piensa que puede cambiar de vida y toma acción para hacerlo sin excusas, lo logrará o se acercará.

La gente que DE VERDAD quiere implementar un nuevo hábito y está dispuesto a pagar el precio también lo logrará.

¿La gente que quiere pasar de todo esto? Pues pasará.

¿Y tú qué quieres hacer?

Puedes ser quien quieras y hacer lo que quieras, si tienes el valor de abandonar las ideas y limitaciones pre concebidas que tienes acerca de ti mismo.

Si yo soy de “tal manera” pues no voy a ser capaz de hacer “esto o lo otro”.

Somos libres pero insistimos en anclarnos a unas ideas o creencias con apego, ¿no te parece?

Solo quería recordarte que este año será lo que pensarás que será o por lo menos lo más cerca de ello.

Y me gustaría compartir contigo unas reflexiones de Sam, un consultor que sigo y que ha compartido unas reflexiones súper sencillas pero profundas y acertadas (desde mi punto de vista ya que me funcionan) que te podrán venir bien para empezar el nuevo año.

Propósitos de año nuevo sencillos

¿Quieres hacer un cambio sustancial en tu vida? Puedes dejar de hacer dos cosas.

La primera se trata de no hacer cosas estúpidas. Así tal cual. Abandonar la cosa más estúpida que estás haciendo ahora mismo.

Es decir, hay algunas cosas muy estúpidas que impactan totalmente en tu calidad de vida y en tu productividad.

En mi caso por ejemplo, la cosa más estúpida que llevaba años haciendo era fumar, no solo minaba mi salud y bolsillo sino también mentalmente siempre estaba dispersa y pensando en mi “descanso o recompensa”.

Así fue como dejé de fumar, me comprometí en abandonar algo muy estúpido que me estaba frenando a ir más allá en todos los caminos: salud, amor propio, mentalidad, crecimiento personal y crecimiento profesional.

¡El tabaco afectaba a todo! Por lo que el abandono de una única cosa supuso un salto cuántico en mi calidad de vida.

Llega un momento en que esa cosa estúpida que crees que te ayuda deja de tener sentido.

El tabaco ya no formaba parte de quien yo quería ser y ya estaba siendo desde ese momento, ya que iba de la mano con malos pensamientos, un diálogo interno destructivo, culpabilidad etc.

En el caso de Sam, por ejemplo, era emborracharse cada fin de semana. Puedes pensar ¿Qué tiene de mal si son solo dos días a la semana? pero esta cosa aparentemente “normal” y puntual, le afectaba al resto de días de la semana.

Según él, la niebla mental que tenía le duraba hasta el viernes. Y el viernes cuando por fin lograba foco y claridad mental, ¿adivina? Vuelta a empezar a lo mismo.

¿Cómo podía ser el mejor en lo que hacía si estaba todos los días con niebla mental de la borrachera del fin de semana?

¿Cómo podía superarse a sí mismo si seguía así?

Porque no es cuestión de esfuerzo o de superarse a todas horas pero, hay algo mágico cuando uno se transciende y supera sus propios vicios y ataduras mentales.

Hay mucha magia y libertad en ello. Principalmente libertad.

No se trata de quitarnos “los placeres” de la vida y en el fondo lo sabes. Se trata de analizar con consciencia que estás haciendo con tu vida, donde la estás fastidiando y si ésta no es como te gustaría qué lastres soltar.

Así que te pregunto: ¿Qué cosa sin sentido te gustaría dejar de hacer ahora?

Esa única cosa que influye en todo lo que haces.

Y fíjate que no te estoy hablando de proponerte mil objetivos, de enfrentarte a muchas batallas…estoy hablando de soltar, de dejar de hacer para mejorarlo todo.

Mi segunda propuesta para propósitos de año nuevo simples pero efectivos es dejar de hacer lo que no te sirve, hacer menos.

Siempre queremos hacer más, mucho más y apuntarnos a muchas cosas y dispersar nuestra mente en millones de cosas.

Claro que la variedad y probar cosas nuevas está bien, pero entiendes por dónde voy ¿verdad?

Cuando tienes muchísimos propósitos, objetivos o quehaceres puede que llegues a sentirte estresado y no disfrutes el proceso. Tu mente se dispersa con facilidad y es probable que acabes abandonando. ¿Y si simplificas todo?

Yo ya lo he hecho.

He hecho el horario más sencillo que he podido con las tareas realmente importantes.

¿Y tú? ¿Te apuntas a esta idea? ¿De hacer lo más relevante y lo que más quieres?

Esta misma idea se puede aplicar a pensamientos, objetivos etc.

Por ejemplo, cuando por la mañana llenas tu mente de preocupaciones y distracciones es probable que al final de día estés agotado debido a la información, estrés y energía mental que has perdido en esas cosas.

Lo mismo ocurre cuando llenas tu casa de objetos que no utilizas. Muchos te hacen perder energía y tiempo bien porque no te dejan ver los que realmente necesitas, los tienes que mantener u organizar.

Así que recapitulando:

Deja una cosa sin sentido que estés haciendo ahora mismo. Esto es ese tipo de cosas que al final del día y de la semana y del año es muy significativo y supone un gran cambio.

Simplifica tu rutina y energía mental. Libérate de preocupaciones, distracciones y de tareas que te dispersan principalmente por la mañana.

Porque simplificar e ir al grano nos da calma mental, foco y claridad, ¿no crees?

Espero que te haya gustado el artículo y ¡gracias por estar aquí un año más conmigo!.

Si te gusta compártelo por fi 😉

¡Feliz año nuevo!

5/5 (1)

¿Te he ayudado?

Cambia tu estado emocional y descubre el secreto para seguir tu sueño

¡Descárgate la guía La Búsqueda del Tesoro! ♥

Añadir comentario